Zach LaVine, números o victorias de estrella

En los últimos días hemos visto a Westbrook haciendo, casi, un triples-dobles por encuentro, mientras su equipo seguía perdiendo. Es verdad que no podemos saber cómo habrían continuado, pero en su ausencia el equipo ganaba. Sin necesidad de triples-dobles

Lo más importante en las estrellas es su capacidad de aportar al equipo

En ese punto tenemos al protagonista de hoy, Zach LaVine. Llamado a ser la próxima estrella que lleve a los Chicago Bulls a los playoff’s y a luchar por finales. Está viviendo su propio ser o no ser con el Clutch.

Pese que con el cambio de entrenador y gerencia parecía que se le allanaba el camino el balance del equipo no es el que debería. Y no es solo por la defensa, como escribí en ‘¿Que nos deparan estos Chicago Bulls?‘, si no por algunas tomas de decisiones en los últimos minutos del partido.

Lavine llegó hace cuatro años a los Bulls, por Jimmy Butler. Es verdad, no ha tenido un buen general mánager ni un buen head coach, eso es indudable. Antes de este año no ha tenido muchos partidos donde meter el clutch significará ganar. El año pasado uno contra Charlotte en un final de infarto en el que con su canasta se gana el partido, por lo que ya importaba menos que se jugase el resto de tiros, esperando que em algún partido se hiciese la heroica y lo ganara. Cosa que no ocurrió.

Zach no se achicó ante la presión. Cambio la FO, el entrenador y él dijo que esos tiros seguían siendo suyos.

¿Sin miedo a la presión o confianza desmedida? Es una pregunta que al principio de temporada ni te planteabas. Ahora es una pregunta clave.

De los partidos jugados esta temporada se ha llegado con vida a casi todos, menos a tres. En los que LaVine se jugó las últimas posesiones en todos, con un más menos que le deja en números rojos al jugador de los Bulls. Solo le salva su tiro ganador contra Portland.

Alejando a Zach de su faceta de puro anotador ha sido cuando hemos visto su mejor versión. El LaVine con lectura del juego, asistencias, defensa, que sabe cuándo tirar de tres, a media distancia o penetrar hasta el aro. Esa es la mejor versión que ha dado y la que más ha ayudado al equipo, ejemplo estos últimos dos partidos contra Dallas y Portland.

Billy Donovan tiene trabajo por delante, ya no hablando del equipo, si no con LaVine. Tiene que enseñarle que su versión más caritativa con el equipo no sólo le harán sumar números, si no victorias también. Un jugador con proyección All-Star debe dar ese paso adelante y no solo ser el anotador del equipo, también el líder.

LaVine Bulls

Os dejo la opinión de Nacho y Prieto, que son los que llevan el podcast de Pick&bulls de Planeta NBA.

Nacho Gómez (@Nacho_GSB)

En el clutch, LaVine casi siempre busca el aclarado y el tiro en suspensión tras bote, en ocasiones saliendo de un bloqueo o simplemente generando el espacio para el tiro por habilidad, y es más, casi siempre desde el triple o media distancia, algo que es bastante sorprendente para un jugador tan habilidoso en penetración (78FG% at RIM esta temporada) y tan seguro en el C&S (61.9EFG% en C&S esta temporada), pero pese a lo bueno que es, no se le busca casi nunca en ese tipo de situaciones, solamente tiene 4ppp en C&S y el 20% de los tiros son at RIM frente al 47% de tiros de triple en esta temporada. ¿No sería conveniente buscar jugadas eficientes al final de los partidos? Este año está demostrando tener buena visión de juego y habilidad en el pase, algo que no suele explotar en el clutch, debería usar su manejo de balón para romper la defensa en el P&R y aprovechar la atención que recibe para buscar jugadores liberados con mejores opciones de tiro, mejorar su lectura de juego, mejorar su IQ.

Prieto (@JJPrieto9)

LaVine está en su cuarta temporada en los Bulls. Bordeando el nivel All Star si no consideramos que pueda haberlo alcanzado ya. Con un contrato de 19.5M es la estrella del equipo. ¿Pero es una estrella capaz de liderar a un equipo en los momentos Clutch?

Planteo esta pregunta porque considero que no todas las estrellas son capaces de encarar los últimos minutos con frialdad para tomar la decisión adecuada. Añadamos que Zach tiene la exigencia de ejercer como líder top, pero sin serlo ni cobrar igual que ellos. Es un gran finalizador/tirador en momentos clave, pero carece de la visión y clarividencia para ejecutar la mejor jugada en el cierre de partido. ¿Cuál es el problema? Que actualmente ningún jugador de Chicago está preparado para ello.

Por ello defiendo que no hay que matar a LaVine. Es un grandísimo jugador que necesita de una disposición, situación y rol adecuados para cerrar los partidos. Tiene trabajo Donovan, que aun así está logrando brotes verdes.

Como vemos hay opiniones diversas, lo que está claro es que se confía que el trabajo de Donovan dote de un IQ, a la hora de leer el partido, a LaVine que haga que se empiecen a ganar partidos más seguidos con los Bulls.

🔥Tú tienda de baloncesto online

Seguidor del Valencia CF y de los Chicago Bulls. NBA y Fútbol.

En 'Tiempo de Basket' desde 23.06.2020

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

EN VIVO!!! AQUÍ Y AHORA!!!
CURRENTLY OFFLINE